viernes, 24 de mayo de 2013

TALLER DE CREATIVIDAD CIENTÍFICO-TECNOLÓGICA

El jueves 23 de Mayo  un grupo de diecisieis  alumnos de tercer ciclo que forman parte del  Aula de desarrollo de capacidades del CEIP EMILIO DÍAZ han realizado un taller de creatividad científico-tecnológica dirigido por Javier Mateos responsable de la empresa Aleen, dedicada a la i+D+I con proyectos en medio mundo




Se puso a prueba la creatividad de los alumnos Se trata de un programa piloto que está dando la vuelta a decenas de colegios e institutos de Aragón. Los alumnos trabajaron durante tres horas con Javier Mateos y al mismo tiempo la maestra responsable del Aula de desarrollo de Capacidades Arantxa García Mangas recibía formación “en directo”. Fue una intensa jornada desde la 9 de la mañana hasta 19 de la tarde.
Los talleres están coordinados por Coral Elizondo desde el Carei (Centro Aragonés de Recursos para la Educación Intercultural)
Una vez terminado el trabajo con los alumnos, Javier Mateos impartió una sesión de formación a los maestros del centro.
La idea es llegar a un Juego de simulación con la intención de que estos talleres sean una prueba piloto y poder seguir su desarrollo y poder ampliar el trabajo al curso siguiente
En unir CIENCIA + CREATIVIDAD .
Se trabajar la Flexibilidad, fluidez de pensamiento, el pensamiento divergente, la redifinicón, la originalidad...
Visualizar algo y sus funciones y  características con otro  y algo y sus funciones y características y desordenarlas., variarlas, asociarlas, combinarlas y ver que se puede hacer con ello, darle otra funcionalidad, un uso novedoso, darle una utilidad y servicio. Va a  ser con un ANIMAL + OBJETO sus características y funciones. Resolver un problema.
Se pretende poder  trasladarlo a todas las áreas  por ejemplo unir LITERATURA CON CIENCIA, GEOGRAFÍA CON HISTORIA…
El trabajo realizado se continuará en las aulas durante el mes de Junio y las conclusiones alcanzadas serán enviadas  a  científicos de Bulgaria, Holanda, una Bióloga del CIS, CITA… y nos van a dar su punto de vista sobre lo que han creado los alumnos. En nuestro caso se lo enviamos al  CITA (Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón). Los científico nos tutorizarán el proyecto, lo mejora , lo enriquece, le da otros enfoques o piensa cómo se puede reutilizar. En definitiva sube la autoestima a los alumnos y les anima a seguir creando.
En Septiembre continuaremos trabajando elaborando unas conclusiones con los 46 grupos que se formarían entre los coles que participamos y hacer una puesta en común. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario